Mi foto

Twitterías

    follow me on Twitter
    Blog powered by Typepad
    Miembro desde 03/2004

    tracker


    • eXTReMe Tracker

    « si te dedicas a la publicidad online, esto te interesa | Inicio | Mamá o el concierto de la sonrisa »

    19/01/10

    Comentarios

    Cranston Snord

    caramba Juan
    yo, que llevo mucho tiempo quejándome de lo que cuentas, llevo una temporada dándole vueltas a volverme a ir. Este rollo de que prohíban todo en vez de que educar para que la gente se auto-prohíba lo que no está bien me irrita muchísimo.
    será la edad o es que realmente esto se está convirtiendo en un país de insensatos multados por otros insensatos?

    vsblanco

    Yo no lo veo como vosotros. Estoy de acuerdo en que es mejor educar que prohibir, pero la realidad nos dice que precisamente la falta de educación obliga a que se prohiban algunas cosas.

    Ahora, que si lo que se pretende con las prohibiciones es hacer caja en base a multas, regular lo que no hace falta regular y hacer algo así como ponerle puertas al campo porque en Europa se lleva, ya no estoy tan de acuerdo.

    juan

    yo no me refiero a eso, o no sólo. Es la sensación de que todo está castigado lo que me molesta. Que hagas una ventana en tu casa de campo en medio de la nada y que un alcalde te pueda obligar a quitarla. No poder darme una vuelta en moto por el campo. Que no me dejen fumar en los bares y que regulen lo que es 'bueno' sin tener en cuenta la voluntad de la gente.

    Humberto

    Si es un tema complejo, pero a mi en general me gusta más así.
    Creo que las cosas que quieres hacer cuando eres un adolescente y te pasas todo por el forro la gente de hoy las sigue haciendo.
    Y sin embargo encuentro lo otro más civilizado. A mi es que me gusta la tranquilidad. De hecho me jode no poder dormir los sabados pq tengo dos bares debajo de casa que no piensan en mi educadamente.
    Y me jode tragarme el humo de un ducados mientras me como un bocata.
    Y me molestan los capullos con los tubarros de sus motos metiendo ruido a cualquier hora.
    Y el idiota del coche de delante que tira la envoltura de cualquier cosa por la ventanilla.
    Y el subnormal que pasa a 90 por una callecita de pueblo.

    A mi como que el romanticismo de lo cutre pero libre no me va mucho y tampoco tengo muy claro que sea cierto. Cómprate un seiscientos de tercera mano y conducelo en un invierno nevado. Verás como se te pasa.

    Cranston Snord

    yo es que creo que en el fondo es mejor que la gente entieda que el escape libre a la hora de la siesta es molesto y no lo haga por voluntad propia a que multen todo el rato. Y si realmente lo que quieren es proteger a todo el mundo de sus propios excesos, que prohiban la venta de tabaco, de coches de más de ochenta caballos y de vino tinto, y así ya nos vamos seguro

    Marqués

    Quizá yo lo veo desde la distancia y no me entero de lo que pasa de continuo; pero cada vez que vuelvo me "re-vuelvo" al sorprenderme de lo mismo: los gritos que pega la gente sintonnisón, las conversaciones para que se entere todo pichigato que pase por allí y en general una falta de respeto por el otro que no cambia con el tiempo. Creo que eso no ha cambiado de manera significativa en los últimos 20 años, pero probablemente me equivoco. Pese a todo: España, mola hombrequeno.

    JR

    100% de acuerdo, esto cada día es una mierda seca más grande. Salvo por lo de prohibir fumar en lugares públicos cerrados, que me parece de lo más acertado.

    Cranston Snord

    yo creo que casi todo se resume en una ausencia total de la conciencia de comunidad. Si lo que hago le molesta al de al lado no es mi problema, si quiero hacer una casa de veinte pisos con balaustrada en las terrazas al lado de una iglesia románica y tapando la vista al monte lo hago, que se joda el resto que el terreno es mío. La calle también es mía y por eso tiro las colillas, vamos. En vez de ir corrigiendo esto se ha ido acentuando. Cuando vas por ahí y en la cola del avión la gente guarda el turno, no habla a voces y no tiene politonos atronadores con los últimos hits de Caribe Mix, uno siente que efectivamente viene de un país asilvestrado

    Hang Tucker

    Creo que existe una tendencia globalizada, por así decirlo, a establecer parámetros de conducta social, sin tener en cuenta la autodeterminación de los individuos. Algo difícil de explicar, como señala Juan, pero que está íntimamente relacionado con un modelo de educación que se ha perdido en el tiempo y que no por vetusto o tradicional deja de tener sentido.

    Ninguno de los dos extremos es bueno, obviamente, pero es mucho más saludable que cada uno de nosotros contribuya voluntariamente a las normas de comportamiento social en vez de tener que cumplirlas a la sombra de un Estado paternalista, como zombies. No solo España atraviesa por esta situación, creo que todos los que vivimos tiempos mejores asistimos a esta suerte de fenómeno, como si lenta y progresivamente fuéramos al "1984" de George Orwell.

    Hans

    El problema es que a puro de multazos y normas dictatoriales no han conseguido nada más que recaudar. Es simple. España sólo ha mantenido lo cutre-ineducado, la corrección no se ha enseñado a nadie, y, encima, a quienes somos correctos por educación (no tiramos papeles en la calle, tributamos conforme se nos exige, no se nos ocurriría fumar sin perguntar o en sitios inadecuados, dejamos pasar en las puertas, etc.) se nos patea por aplicación de normas generales introducidas por la chusma más aberrante por motivos recaudatorios y/o electoralistas.
    Juan tiene bastante razón, la verdad.
    Y no entraremos en la aberración de doscientas administraciones diferentes, intentando todas ellas robar poder y pillar cacho.

    toya velasco

    Este tema de las prohibiciones me inquieta pues he pasado de fumadora empedernida a exfumadora empedernida, militante y peleona con todo lo que echaba humo. Cuando lo limitaron en los bares empecé a mosquearme y me iba siempre al lado de los cigarros que es donde solían estar mis verdaderos amigos y ahora que lo han prohibido definitivamente a ambos lados del cristal separador(cristal que les ha costado a los propietarios una pasta para nada y que era realmente un gueto)me parece que me voy a ir a la calle tras el humo nefando y empiezo a pensar en volver al principio y fumarme siete cigarros al tiempo como si tocase la quena.
    No veo que un Estado esquizofrénico que te vende el tabaco tenga fuerza moral ni para ponerle letreritos macabros ni para prohibirlo. Creo que se lo pisan.
    Hestoi de proiviciones asta hel jorro.

    Jacqueline

    Juan, no miraba tu blog desde hace un tiempo. Me siento igual que tú - siento que no me identifico con la España de hoy en día. Mis valores no concuerdan con mi entorno. Y en Baleares tenemos el añadido de la persecución (camuflado bajo "normalización") lingüística y toda la locura que ello conlleva. Y por todo esto... nos mudamos a Vancouver el año que viene. Tampoco me gusta sólo quejarme sin hacer nada al respecto - pero como soy yo contra un país (y la sociedad, que al fin y al cabo es mayoritariamente responsable de la situación) pues no tengo otro remedio que irme durante una temporada.

    Un besote
    Jacqueline

    Los comentarios de esta entrada están cerrados.